BREXIT, el desafío para el comercio internacional

 En: Comercio Internacional

JCV - Expertos en Transporte Marítimo

 

Que el Brexit afecte a la exportaciones españolas, ya es una realidad. Esta disputa política se ha convertido en el verdadero desafío para el comercio internacional. En JCV vemos las claves para prepararnos ante un posible nuevo escenario, y conocemos en qué medida influirá su salida a tus relaciones comerciales con Reino Unido.

Aproximadamente el 48% del comercio exterior británico son exportaciones hacia el resto de la UE, mientras que recibe el 16 % de las exportaciones de la Unión Europea, según datos del último informe de la compañía de seguros Crédito y Caución.

La salida de Reino Unido de la UE supone un importante impacto negativo en negociaciones de grandes volúmenes, además de que significaría dejar de contar con beneficios fiscales y aduaneros.

Para España, Reino Unido es su quinto socio comercial en exportación y en sectores tan importantes como el de la automoción, que supone algo más del30% del total. No podemos olvidar que el año pasado, el sector automovilístico español exportó por un valor de 5.635 millonesde eurosa Reino Unido.

Le sigue en importancia el sector agroalimentario. ¿Sabías que somos el segundo proveedor de alimentos y bebidas a Reino Unido? Vamos por detrás de los Países Bajos. Según datos del Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación, representa el 8% de nuestras exportaciones y del 6% de nuestras importaciones.

Asimismo, las estadísticas oficiales confirman que España es el primer proveedor para el país británico en «aceite de oliva (66% del total adquirido), hortalizas (26%), cítricos (38%) y algunas frutas (36%) como frutos rojos, kiwi y caqui». En cuanto a vino, nos situamos detrás de Francia, Italia, Nueva Zelanda y Australia. Otra de las consecuencias para la agricultura es el presupuesto “postbrexit” de la PAC, que para el periodo 2021-2027, la CE prevé un recorte del 5 %.

Por lo tanto, se prevé que haya un descenso considerable en los beneficios de los exportadores y un aumento en los precios de los productos que les importamos.

 

BREXIT, el desafío para el comercio internacional: ¿Qué tenemos que tener en cuenta?

Apunta esta fecha en tu calendario: 31 de octubre de 2019. Día marcado para la salida de Reino Unido de la Unión Europea. De cara a las operaciones comerciales,hay que tener en cuenta que Reino Unido será considera como un tercer país más, con todo lo que ello implica:

 

  • Realizar un despacho a la importación/exportación: hasta ahora las operaciones comerciales con Reino Unido eran expediciones o introducciones al ser un país de la UE. Al perder este status, las operaciones pasarán a ser importaciones y exportaciones comunes. Esto implica que hay que realizar una declaración de Aduana, es decir, un DUA a la importación o exportación. Esto también implica que las empresas que realicen operaciones deberán disponer de un número EORI (El número de Identificación de Operador Económico). Será obligatorio para exportar e importar productos desde / hacia el Reino Unido.

 

  • IVA: por el mismo motivo, las operaciones tendrán que soportar IVA a la importación y, en el caso de las exportaciones, a la entrada de Reino Unido la mercancía también tendrá que soportar los impuestos correspondientes.

 

  • Aranceles tanto en operaciones de importación como de exportación. Las operaciones dejarán de estar acogidas a la normativa de libre comercio y libre circulación de mercancías de la UE por lo que las mercancías estarán gravadas contipo arancelario.

 

  • Controles aduaneros.La pérdida de status de país de la UE también implica que, tanto las mercancías que entren como las que salgan de la UE podrán ser supervisadas y tenercontroles aduanerosconforme con el Código Aduanero de la Unión.

Llevamos mucho tiempo con este proceso, con cambios de los actores principales y muchos escenarios posibles encima de la mesa durante estos dos años. Todos hemos pasado por muchos estados de ánimo (temor, dudas, malestar, apatía…) Es un proceso nunca antes visto, un reto diplomático y comercial que confiemos acabe en un acuerdo que sea beneficioso para todas las partes.

El proceso de dos años que marcaba la legislación de la Unión Europea acabó el 29 de marzo de 2019, se amplió al 31 de octubre pero hay que tener en cuenta que el Acuerdo de Retirada contempla un período transitorio hasta el 31 de diciembre de 2020, durante el que se seguirá aplicando la legislación comunitaria en el Reino Unido en relación al mercado interior, unión aduanera y las políticas comunitarias.

 

He leído y acepto el Consentimiento para suscriptores
He leído y acepto La autorización de tratamiento de datos

Noticias Recientes
documentos transporte marítimo